Seleccionar página

La falta de mano de obra y el avance de robots

La falta de mano de obra y el avance de robots

 

La jornada de trabajo ya no será igual, de hecho, las tareas cambiarán rotundamente pasando de recoger frutas a supervisar el correcto trabajo de robots

 

23.09.2020 – APUNTES
En los últimos meses, muchos países se vieron afectados por la falta de mano de obra en el campo. Este déficit, se ha debido principalmente al cierre de fronteras por la pandemia, lo cual obligó a muchos productores a comenzar a pensar rápidamente en algún reemplazo para la recolección de frutas y hortalizas.

Dentro de las opciones, surgieron como posible solución las cosechadoras robóticas como una solución a largo plazo en países desarrollados.

Algunos ejemplos de robotización 

Actualmente, ya se encuentran algunos equipos trabajando en el sector de frutos rojos como por ejemplo la cosechadora de fresas AgrobotSW 6010, perteneciente a la empresa española Agrobot, pero la industria continúa diseñando y desarrollando otras máquinas prometedoras, como el caso de un consorcio del Reino Unido, respaldado por productores y coordinado por la Universidad de Lincoln y otros, que está acelerando ciertos proyectos de robótica y automatización en un esfuerzo por contrarrestar la escasez de mano de obra agrícola en dicho país.

Una de las empresas inglesas de robótica que integran este consorcio, es Dogtooth Technologies , la cual ejecuta uno de los seis proyectos que el consorcio ha elegido, específicamente su prototipo de cosechadora de fresas. “Estamos terminando las pruebas finales y probando la viabilidad comercial, y luego estamos listos para comenzar a escalar la fabricación”, dice Ed Herbert, fundador y director de operaciones de Dogtooth.

El robot, con brazos robóticos provisto de cámaras, escanea el cultivo en busca de la fruta, estiman su ubicación en 3D y determinan si cada una está lista para ser recogida. Luego, la baya se envía a una cámara de inspección y se evalúa su madurez, defectos y masa, para finalmente destinarle su carril correspondiente.

Por otra parte, la empresa estadounidense Harvest Croo Robotics está probando su máquina autónoma Berry 6 compuesta 16 cabezas robóticas, cada una con seis brazos que escanean, seleccionan y recogen una fruta en ocho segundos. La capacidad de esta máquina es asombrosa: tarda 20 horas en recoger lo que 30 humanos pueden recolectar en un día, afirma Joseph McGee, director ejecutivo.

Cosechadora de fresas AgrobotSW 6010

Las fresas, están demostrado ser un campo de pruebas interesante para las empresas de robótica, ya que la recolección de frutos rojos es un trabajo de gran valor económico y larga temporada, lo que amortiza mucho más rápido este tipo de inversiones (solo en el caso de fresas, en el hemisferio norte la temporada abarca desde enero a mayo), aunque otros cultivos hortícolas, también están siendo visitados por robots en el momento de su cosecha, como brócoli y lechuga.

Según los expertos económicos, factores como la financiación y regulación de cada región o país, determinará la rapidez con que estas nuevas tecnologías, lleguen a cada plantación.

El trabajo de las personas ya no será el mismo

En cuanto al papel laboral de las personas, está claro que la jornada ya no será igual, de hecho, las tareas cambiarán rotundamente pasando de recoger frutas a supervisar el correcto trabajo de robots y calibrarlos o repararlos cuando sea necesario, dejando en claro que los nuevos empleos serán mucho más calificados que lo conocido hasta ahora.

Fuente

Periódico digital inglés – todaynewspost

 

Informaciones relacionadas

Sobre el autor

Empresas

Últimos tweets

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This