El bambú, fuente de biomasa y hortaliza comestible

El bambú, fuente de biomasa y hortaliza comestible

Una empresa italiana promociona el cultivo de bambú para biomasa y en Francia, otra ha plantado 6 hectáreas para comercializarlo como hortaliza comestible

 

El bambú es una gramínea que ha acompañado al hombre en diferentes partes del mundo, aportando soluciones para la vivienda, la alimentación, la vestimenta, la comunicación y el ocio -los chinos hacían papel con él, con sus cañas se pueden hacer instrumentos musicales-, … y muchos más usos (remos, escritura, medicinal, etc.).

Para los osos Panda, es su principal alimento y de ahí el peligro para su existencia de la disminución de las superficies con esta especie.

Sus tallos, huecos y con nudos, pueden ser de menos de 1 m de altura, hasta de 25 m de alto y 30 cm de diámetro.

Al igual que las cañas que vemos a orillas de cauces de agua, Arundo donax, otra gramínea, son plantas que fácilmente pueden ser invasoras al propagarse por tallos y rizomas (estos últimos son tallos subterráneos que emiten raíces y brotes áreos). Los bambúes también producen semillas, aunque no son el método habitual de propagación.

Al aprovechamiento del bambú como biomasa y para alimentación dedican sus esfuerzos una empresa italiana y otra francesa.


Biomasa

La empresa italiana con la marca OnlyMoso®ha elegido la especie Phyllostachys edulis, un bambú gigante, para promover su plantación para obtener biomasa, aprovechando su rápido crecimiento

Los productores italianos han formado una asociación del mismo nombre y a poco que se bucee en Internet se encuentra la web norteamricana y oferta de productores de Florida, USA.

La empresa italiana lo promociona como el “oro verde” y ofrece asistencia para el cultivo de tres variedades que se utilizan a 600, 1200 u 800 plantas por hectárea. La Asociación, explican, asegura la comercialización.

Desde 2014 se han plantado en Italia más de 2000 ha.


Alimento

Los brotes tiernos de bambú pueden incorporarse a guisos o ensaladas y hacerse fritos. En un artículo de la Vanguardia del año pasado, Bambú: propiedades, beneficios y valor nutricional, destacan que no obstante su raro uso en España, tiene interesantes propiedades nutricionales como son su riqueza en fibra, el insignificante aporte de calorías y la riqueza en potasio, importante regulador del sistema nervioso y de la presión arterial. Su riqueza en silicio ayuda a la sistema óseo. Recuerda además su uso medicinal en China, como antiinflamatorio y analgésico.

La web Mercado Flotante explica que en Japón, los brotes de bambú o takenoko se venden frescos en primavera, y ya cocinados el resto del año. Se suelen comer con arroz, cocinado habitualmente con dashi, algas o setas shiitake para un golpe de umami.

En Normandia, Matthieu Lerdu y sus dos hijos plantaron 6 hectáreas de bambú para su venta como hortaliza. Su finca está en Thil-en-Vexin, en Eure, y constituye la superficie dedicada a esta “nueva” especie forma parte de 240 ha en que instalaron al mismo tiempo espárrago, y donde ya cultivaban patatas, remolacha y cereales.

El material vegetal lo compraron a la italiana OnlyMoso y eligieron la variedad que se planta a mayor densidad. Un fabricante de herramientas local ingenió una máquina capaz de evitar la plantación manual habitual. Para evitar que los bambues invadan parcelas adycentes han hecho una fosa de 60 x 60 cm.

Julie Pertriaux, articulista de Reussir Fuits & Légumes, cuenta en “Du bambou alimentaire”, que este cultivo no requiere tratamientos fitosantarios pero si riego y un aporte anual de 200 unidades de N, 90 de P y 100 de K, aunque sí podrían verse afectados los brotes por heladas tardías.

La primer cosecha se hace a los 5 años y consiste en cosechar manualmente un 75% de los brotes, mientas que los restantes se dejan para regenerar el cultivo. Los brotes se cosechan con una altura de 25 a 30 cm.

La empresa italiana también garantiza la compra de la producción de esta empresa. Tienen un contrato de 10 años con un precio mínimo garantizado. Las compras de OnlyMoso han sido a razón de 2.30 a 3.60 € / kg, según el diámetro.


Vivienda

En España varias webs, con escasa actividad reciente, se interesan por el uso del bambú para uso en arquitectura y muebles, y una de ellas mencionaba a inicios de la década un bambú “no invasivo” (el bambú se propaga vegetativamente y como ocurre con las cañas, pronto forma un bosquecillo de difícil penetración).

 

 

Sobre el autor

Empresas

Últimos tweets

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This