Select Page

¿Qué se sabe de nuevo acerca del cultivo de arándanos y fresas? ( I )

¿Qué se sabe de nuevo acerca del cultivo de arándanos y fresas? ( I )

El 3er Simposio Internacional sobre Berries, del 30º Congreso Internacional de Horticultura, IHC, agosto de 2018, Estambul, Turquía

 

El 3er Simposio Internacional sobre Berries, celebrado durante el 30º Congreso Internacional de Horticultura, agosto de 2018, Estambul, Turquía, fue la oportunidad de conocer las novedades sobre cultivo de bayas sin suelo. Las especies estudiadas fueron arándano y fresa y los aspectos incluyeron propagación, riego deficitario, fertilización y calidad de la fruta.

En Rumanía y en los países de la Península Balcánica, el cultivo del arándano adquiere relevancia y varios de los trabajos presentados lo son por investigadores de Kosovo y de Serbia, así como de México.

Malos resultados con riego deficitario aplicado a arándano cultivado en macetas
El riego deficitario controlado, regulated deficit irrigation (RDI), se aplica en países con climas áridos, ya que ahorra agua más que en climas húmedos o templados.

El déficit de agua más allá del límite permitido tendrá consecuencias negativas que se reflejan en el desarrollo y la maduración de las frutas. Lepaja et al. (1) investigaron el efecto del estrés hídrico causado por el riego deficitario regulado (RDI) en el cv. Bluegold cultivado en macetas. El estudio se realizó en Kosovo durante 2017 en un arándano de dos años de edad, utilizando un diseño experimental anidado. El espaciado entre las filas fue de 2 m de separación dentro de las filas, el espaciamiento fue de 0,60 m. Se aplicaron tres niveles de riego
– cuatro goteros de riego,
– tres goteros, y
– Dos goteros de riego.
Cada tratamiento usamos 10 árboles en macetas (volumen 20 l).

Se detectaron cambios significativos en: el peso del fruto, el rendimiento total y la longitud de la fruta, mientras que los cambios no fueron significativos para el número de fruta y el diámetro de la fruta.
Para todos los índices, los valores más bajos se encontraron en el tratamiento con dos goteros de riego que demuestran que bajo las condiciones climáticas del ensayo, el cultivo de arándanos en macetas no puede realizarse con menos agua o sin irrigación. Teniendo en cuenta la corta edad y las consecuencias a largo plazo del estrés hídrico, los investigadores indican que su intención es continuar el experimento.

Los mejores resultados en fertilización con una combinación de productos minerales y orgánicos
Las 300 hectáreas que ocupa el cultivo de arándanos en Servia motiva el trabajo de Milivojević et al. (2) demuestran el alza en la popularidad de este cultivo; la mayor parte es producción convencional en suelo, pero el interés por opciones sin suelo también ha aumentado recientemente. En ambos sistemas, las plantas se plantan típicamente en una mezcla de sustrato que consiste en turba humedecida y serrín de pino que reemplaza el suelo original con el material orgánico.

El pH en los medios de cultivo se mantiene a un nivel suficientemente bajo dentro del rango de 4.0 a 5.0. El sistema de cultivo sin suelo puede ofrecer nuevas ventajas, tales como manejo más fácil de nutrientes y mejor control del riego lo que permite manipular el crecimiento de la planta, la relación de frutas por brote y la calidad de la fruta. Este sistema de producción permite mayores densidades de siembra (4.170 plantas por ha) con el objetivo de alcanzar la producción máxima por unidad de área.

En el experimento de estos investigadores plantas de arándano ‘Bluecrop’ de 5 años de edad se plantaron en macetas de polipropileno de 50 litros a principios de abril de 2016.

Los medios de cultivo fueron aserrín de pino (65%), turba blanca (30%) y perlita (5%). Cada maceta se llenó con la mezcla y se colocó a una distancia de 0,8 m dentro de la hilera y de 3,0 m entre las hileras. El agua y algunos nutrientes minerales se aplicaron usando dos emisores de goteo en cada maceta, mientras que los fertilizantes granulados minerales y orgánicos se añadieron directamente en el sustrato.

Los tratamientos efectuados fueron la aplicación de:
1 – fertilizantes minerales (solubles en agua y granulado) y
2 – la aplicación combinada de mineral (soluble en agua y granulado) y fertilizantes orgánicos (pellet).
Se evaluaron los efectos en el número y la longitud de los brotes por arbusto, los componentes del rendimiento y la calidad de la fruta.
La combinación de fertilizantes minerales y orgánicos aumentó el rendimiento por arbusto (1,63 kg), el peso del fruto (2,02 g) y el contenido de sólidos solubles (13,86%) en la fruta. Los niveles de nutrientes foliares estuvieron dentro de los rangos óptimos en el tratamiento combinado; mientras que el contenido de N y K en las hojas se incrementó ligeramente por encima de las concentraciones normales como respuesta a los fertilizantes minerales (2,68% y 0,79%, respectivamente).

El cultivo en maceta de arándanos puede proporcionar un aumento en la productividad de 2-3 veces por hectárea
El interés en la cultura del arándano en Rumania tuvo una evolución sinuosa desde 1968 hasta el final del siglo pasado. Las superficies cultivadas con arándanos fluctuaron desde menos de 10 hectáreas en los años 70 a alrededor de 300 hectáreas a fines de los 80 y menos de 30 hectáreas a fines del siglo XX. Después de eso, el interés en la producción de arándanos aumentó constantemente y actualmente la superficie cultivada supera las 800 hectáreas.

Plantación de arándanos en Huelva

Los investigadores han prestado especial atención a la posibilidad de cultivar arándanos en zonas neutras e incluso alcalinas, aparte de los suelos nativos. Después de 2000, Alexandra Dobrinoiu et al. (3) han estudiado el uso de diferentes materiales como sustratos y el cultivo en contenedor. Concluyen que la forma más segura de cultivo es en macetas. Este sistema en crecimiento, a pesar de los costos iniciales adicionales y una mayor vulnerabilidad, puede proporcionar un aumento en la productividad de 2 a 3 veces por hectárea.

El cultivo sin suelo con grava volcánica, adecuado para la propagación vegetativa de fresa
La investigación de dos años (2014-2015) de Horacio E. Alvarado-Raya et al. (4) tuvo como objetivo comparar el crecimiento vegetativo de tres cultivares mexicanos de fresa (‘CP-Jacona’, ‘CP-Zamorana’ y ‘CP-06-15 ‘) bajo un túnel alto en dos sistemas de cama: suelo o sin suelo, con sustrato grava volcánica, con fertirrigación.

Se realizaron tres experimentos en un diseño de parcela dividida en el centro de México. Se llevaron a cabo dos evaluaciones para la propagación vegetativa y una para la producción de fruta.
En cuanto a los cultivares, no se detectaron diferencias significativas con respecto a la distribución del peso fresco ni al área foliar, pero el número de estolones fue diferente en 2014 y 2015, y el número de brotes primarios fue diferente en 2014.

El crecimiento vegetativo más fuertes se produjo en la grava volcánica.
En 2014 y 2015, el área foliar (p≤0,0003 y p≤0,0001), el peso fresco de la raíz (p≤0.006 y p≤0,0001) y el peso fresco de la hoja (p≤0.002 y p≤0.0001) fueron mayores en las plantas de grava que las del suelo
En 2015, el número de estolones (p≤0.012) y el número de brotes (p≤0.004) fueron más altos en la grava que en el suelo.
Además, los brotes lograron una raíz más fuerte en la grava en comparación con los del suelo, pero este efecto fue solo significativo en 2014 (p≤0.006).
No hubo efecto del sistema de cultivo en el peso fresco de la hoja del brote. El peso fresco de la corona del brote solo se vio afectado por el sistema de cultivo en 2015, cuando era más alto en el suelo (p≤0.029).
Cuando las plantas se cultivaron para la producción de fruta, el peso fresco de la raíz fue mayor en plantas en grava en comparación con las del suelo (p≤0.03), pero no hubo efecto del sistema de cultivo sobre el peso fresco en suelo, tampoco en la fruta.

Se concluye que el cultivo sin suelo usando grava volcánica, bajo un túnel alto en el centro de México, es un sistema adecuado para la propagación vegetativa de ‘CP-Jacona’, ‘CP-Zamorana’ y ‘CP-06-15’.
El cultivo sin suelo por hidroponía en grava volcánica puede retardar la emisión de brotes en comparación con el cultivo convencional, en suelo

La descripción fenológica es obligada durante la evaluación de cualquier cultivar antes de que se introduzca en un nuevo sistema de cultivo. En este estudio, los mismos tres cultivares de fresas lanzados recientemente en el centro de México del ensayo previo fueron evaluados bajo un túnel alto en 2015 y 2016 con el fin de describir su comportamiento fenológico durante la propagación vegetativa, ya sea en el suelo o en cultivo sin suelo.

El grupo de investigación del ensayo anterior, encabezado ahora por Horacio E. Alvarado-Raya (5) profundizó en el conocimiento de ‘CP-06-15’, ‘Jacona’ y ‘Zamorana’. Los ensayos tenían un diseño de parcela dividida; el cultivar comercial ‘Albion’ se utilizó como referencia en 2016.

En general, los cultivares se comportaron de manera similar, necesitando 799-870 y 623-627 grados día de crecimiento (GDD) para comenzar la emisión de estolones en 2015 y 2016, respectivamente; también, se necesitaron 1315-1334 y 792-883 GDD para comenzar la formación del brote en 2015 y 2016, respectivamente.
El período de emisión de estolones fue de 63-70 y 71-80 días en 2015 y 2016, respectivamente, mientras que la formación de brotes duró 60-65 y 40-48 días en 2015 y 2016, respectivamente.

En cuanto a los sistemas de cultivo, el cultivo sin suelo por hidroponía en grava volcánica no produjo emisiones de estolón en 2015 en comparación con el suelo (803 frente a 874 GDD, p = 0,002) pero no en 2016 (625 GDD para cualquier sistema de cultivo).
La emisión de brotes se retrasó en el cultivo sin suelo en comparación con el cultivo convencional en suelo en ambos años (1365 frente a 1272 GDD, p = 0,001 en 2015, 884 frente a 804 GDD, p = 0,041 en 2016).
La duración del período de brotación no se vio afectada por el sistema de cultivo y el período de formación de estolones fue más largo en cultivo sin suelo que en suelo durante 2015 (71 vs 63 días, p = 0.011) aunque esta relación se invirtió en 2016 (63 vs 86 días; p = 0.002 )

Como conclusión, los cultivares mexicanos de fresa ‘CP-06-15’, ‘Jacona’, ‘Zamorana’ y el comercial ‘Albion’ se comportan de forma similar en cuanto a la fenología de estolones y formación de brotes; también, el cultivo sin suelo por hidroponía en grava volcánica puede retardar la emisión de brotes en comparación con el cultivo del suelo.

La selección del tipo de aminoácido correcto y el cultivar podría mejorar el rendimiento y la calidad de la fruta de fresa en un sistema de cultivo sin suelo
Los aminoácidos ajustan vías metabólicas importantes que son esenciales para el rendimiento y la calidad de la fruta. En este estudio, por Ali Tehranifar et al. (6) evalúan el efecto de la aplicación foliar de aminoácidos sobre el rendimiento y la calidad de fresa. El experimento fue factorial en base a un diseño completamente aleatorizado.

Un cultivo de fresa sin suelo

Los tratamientos experimentales se incluyeron 0, 500 y 1000 μM de aminoácidos alanina, glutamina, arginina y dos cultivares de fresa (Camarosa y Gaviota).
La aplicación fue foliar; la primera se realizó 30 días después de la plantación, la segunda en floración y la tercera en las etapa de cuajado.

Los resultados mostraron que la interacción entre el aminoácido y el cultivar en todos los caracteres (rendimiento, número de frutos, TSS, TA, TSS / TA, contenido total de antocianinas y fenol) fue significativa.
El cultivar Gaviota en el tratamiento con Arginina 1000 produjo aproximadamente 59.86% de incremento en el rendimiento y 75% en aumentar el número de frutos versus el control, respectivamente.
Además, se observó el más alto de TSS (sólido soluble total) en los tratamientos con Alanina 500 y Arginina 1000 en el cultivar Camarosa, que entre ellos no fueron significativamente diferentes. El tratamiento Alanina 500-Camarosa mostró el máximo de TSS / TA (sólidos solubles totales / acidez titulable).

El mejor contenido de antocianina total se observó en el tratamiento Glutamina 1000-Camarosa que produjo aproximadamente 51,5% de aumento del contenido total de antocianinas, en comparación con el control.
El mayor contenido en fenoles se observó en el tratamiento con Alanina 500 en ambos cultivares y Arginina 500-Camarosa.
En resumen, la selección del tipo de aminoácido correcto y el cultivar podría mejorar el rendimiento y la calidad de la fruta de fresa en un sistema de cultivo sin suelo.

El XXX International Horticultural Congress, IHC de Estambul, 2018, el próximo IHC 2022 será en Angers, Francia

Referencias
(1) EFFECT OF WATER STRESS ON BLUEBERRY CULTIVATION IN POTS
Kujtim Lepaja*, Lavdim Lepaja, Endrit Kullaj
Horticulture Department, Agriculture University of Tirana, Tirana, Albania
*kujtim_lepaja@hotmail.com
(2) FIELD PERFORMANCE OF ‘BLUECROP’ HIGHBUSH BLUEBERRY IN A SOILLESS GROWING SYSTEM BY USING DIFFERENT FERTILIZERS
Jasminka Milivojevic*, Dragan Radivojevic, Jelena Dragisic Maksimovic, Suzana Urosevic, Darinka Koron, Vida Znidarsic Pongrac
Faculty of Agriculture, Nemanjina 6, 11080 Belgrade, Serbia
*jasminka@agrif.bg.ac.rs
(3) GROWING BLUEBERRIES IN CONTAINERS, AN ALTERNATIVE TO PROMOTE BLUEBERRY IN AREA WITH INAPPROPRIATE PEDOLOGICAL CONDITIONS
Alexandra Dobrinoiu, Florin Stanica, Adrian Asanica*, Catalin Badescu, Cristina Badescu Bd Marasti 59 sector 1, 011464 Bucharest, Romania
*asanica@gmail.com
(4) VEGETATIVE PROPAGATION FOR THREE MEXICAN STRAWBERRY CULTIVARS GROWN IN TWO BED SYSTEMS
Horacio E. Alvarado-Raya*, Roberto Rivera-del-Rio, Armando Ramirez-Arias, Guillermo Calderon-Zavala
Area de Biologia. Preparatoria Agricola, Universidad Autonoma Chapingo, C.P. 56230, Texcoco, Edo. de Mexico, Mexico
*horacio_alvarado@hotmail.com
(5) PHENOLOGICAL DESCRIPTION FOR THREE NEW MEXICAN CULTIVARS OF STRAWBERRY (Fragaria ×ananassa Duch) IN VEGETATIVE PROPAGATION AND UNDER A PROTECTED SYSTEM
Horacio E. Alvarado-Raya*, Armando Ramirez-Arias, Roberto Rivera-del-Rio, Guillermo Calderon-Zavala
Area de Biologia. Preparatoria Agricola, Universidad Autonoma Chapingo, C.P. 56230, Texcoco, Edo. de Mexico, Mexico
*horacio_alvarado@hotmail.com
(6) EFFECT OF AMINO ACID SPRAYING ON YIELD AND QUALITY OF STRAWBERRY UNDER SOILLESS CULTURE SYSTEM
Ali Tehranifar*, Samira Bidaky, Reza Khorassany
Ferdowsi Univ. of Mashhad, Fac. Of Agric., Dept. Of Horticulture, PO Box 91775-1163, Mashhad, Iran
*tehranifar@um.ac.ir

Informaciones relacionadas

La conferencia de arándanos 2018 de Polonia

Projar recomienda el cultivo hidropónico para mejorar los rendimientos del arándano

Projar presenta soluciones hidropónicas para frutos rojos

Congreso Berry, desmontando mitos

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies