Select Page

Mallas y la horticultura intensiva actual

Mallas y la horticultura intensiva actual
Campo de manzanos con la malla recogida en la región italiana del Trentino Alto Adige / Tirol del Sur

La proliferación del empleo de agrotextiles para protección de las plantaciones hortícolas y para sombreado es adecuado para reducir los daños consecuencia de los cambios de clima

 

APLICACIONES.   El uso de agrotextiles ayuda a aumentar el rendimiento, ya que las mallas en agricultura mantienen la humedad del suelo. Los cambios climáticos en algunas regiones hortícolas modifican por ejemplo la afección de granizadas en unos casos, y en otros en donde había cultivos adaptados a un clima cálido se multiplican los días de calores extremos. La proliferación del empleo de agrotextiles para protección de las plantaciones hortícolas y para sombreado es adecuado para reducir los daños consecuencia de los cambios de clima en muchas regiones hortícolas

En la horticultura hay productores que cambian sus técnicas de cultivo de plásticos a mallas, y viceversa, incluso combina ambos, como en uvas, en el sur italiano. En Santa Catarina al sur de Brasil, el agrónomo Yosi Ofir de la empresa Ginegar explicó experiencias en la utilización de mallas en los cultivos de manzanas. Ofir contó también -en el website Israel Agri– las experiencias llevadas a cabo en varios países de las mallas y plásticos de colores, los filmes llamados fotoselectivas.

En el caso de manzanas, hay productores que no quieren exponer la fruta a golpes excesivos de calor, protección a los vendavales, es decir árboles que crezcan en condiciones más apacibles. En todos los casos la experiencia en la fruticultura mediterránea permite decir que las mallas cubriendo las plantas hortícolas contribuyen a mantener la humedad del suelo, y, como consecuencia, el consumo de agua es más eficiente, en albaricoques, plátanos, granadas, pimientos, …

En los cultivos de pimiento en condiciones mediterráneas el empleo de mallas tiene mayor rentabilidad que el encalado de los plásticos. En hortalizas con la utilización de pantallas termoreflectantes como las mallas PRISMA® 30 de Arrigoni se consiguen efectos beneficios de la irradiación difusa y disiminución de temperaturas en el cultivo

En Estados Unidos hay huertos de manzanos en regiones donde en verano sobrepasan los 35º cuenta Yosi Ofir y los agricultores realizan riegos por aspersión para reducir la temperatura de las manzanas; con cubierta de mallas, dejan de hacerlo, ahorran agua y los tratamientos fitosanitarios son más eficaces. Las mallas controlan el daño solar en manzanos al reducir el proceso de fotoinhibición en la piel de la fruta, dicen Héctor Olivares-Soto y Richard M. Bastías, en una publicación de ChileanJAR, Chilean Journal of Agricultural Research

Las mallas controlan el daño solar en las manzanas al reducir el proceso de fotoinhibición en la piel de la fruta

El empleo de mallas y plásticos como “acolchados” en fruticultura con láminas negro / blanco, negro / plateado (reflectantes) mejora el color de la fruta en la parte inferior del árbol, debido a la reflexión de la luz por la película, convirtiéndose en una especie de iluminación artificial inferior. Los acolchados siempre tienen ventajas adicionales al agricultor: ahorro de agua y fertilizantes, o anti-hierbas.

Una plantación joven de naranjos con acolchado de malla antihierbas.

 

Informaciones relacionadas

Prestaciones de las mallas en el cultivo de tomate y pimiento

Últimos tweets

Todas las informaciones

Categorías

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies