Seleccionar página

Recolección con máquinas cabalgantes de fruta dulce destinada a industria

Recolección con máquinas cabalgantes de fruta dulce destinada a industria
Maquinaria vendimiadora Gregoire

Resultados promisorios de ensayos de cultivo para maquinaria de recolección de fruta dulce para industria

PUBLICACIONES. En fruticultura, la recolección manual de los frutos suele representar un alto coste económico y un motivo de estrés para el productor por el corto período de tiempo que tiene para realizarla y las necesidades de mano de obra.

La introducción de la recolección mecánica se ha abordado desde varias facetas, más allá de los propios equipos de recolección. Un caso de éxito es la domesticación del pacharán o arañón (en referencia a sus espinas), un esfuerzo que parte de 1956, cuando se empezó a producir este tradicional licor de forma industrial por parte de la industria licorera navarra; inicialmente ésta se vio obligada a abastecerse de frutos recogidos en los llamados Países del Este.

Como resultado del proyecto surgido en 1987 y llevado a cabo entre el Consejo de Denominación Específica del Pacharán Navarro y del INTIA se logró la “domesticación” de Prunus espinosa, basado en la selección de ecotipos silvestres, la puesta a punto de técnicas de multiplicación y el desarrollo de técnicas de cultivo apropiadas, incluyendo de recolección. En este caso, la recolección se basó en el uso de vibradores, equipos de uso extendido en Francia para especies como ciruela.

En agosto de 2007, y bajo la misma filosofía del proyecto anterior, el INTIA realizaba en Sartaguda la primera demostración de recogida mecánica de ciruela con destino industrial; en 2009 se hizo lo mismo para cerezo y en 2010 para membrillo, siempre en base a máquinas vibradoras, que necesitan un diseño de plantación con pasillos anchos y troncos altos para poder trabajar.

El artículo de A. Benito Calvo, del INTIA, y E. Díaz Gómara y J. Torrents Durán, ambos de Agromillora Iberia, que publica el último número de la revista Fruticultura, enero – febrero 2018, explica las conclusiones al momento de un proyecto CDTI en el que trabajan desde 2014 INTIA y Agromillora, en el desarrollo de nuevas plantaciones superintensivas de albaricoque, ciruela, melocotón y peral con poda mecánica para la formación en seto y recolección (con destino industrial) mediante máquinas cabalgantes. Este tipo de plantaciones exige también adaptaciones culturales; una de ellas es la oportunidad de investigación que representan los nuevos patrones enanizantes Rootpac obtenidos por Agromillora Iberia.

Maquinaria de Gregoire

La máquina de recolección cabalgante utilizada fue una vendimiadora modelo estándar de la marca Gregoire; este tipo de recolección se utiliza también en las plantaciones superintensivas de olivo, un tema en el que Agromillora fue pionera.

Las conclusiones del artículo de los autores mencionados, “Mecanización de la recolección. Clave para mejorar la competitividad en la fruta con destino industrial” destacan que se trata de la primera recolección de estas experiencias y señalan como aspectos muy relevantes

  • La recolección de fruta dulce con destino industrial en plantaciones superintensivas en seto, con patrón Rootpac 20 y recolección mediante máquinas cabalgantes, es viable en ciruela.
  • En melocotonero y albaricoque es necesario buscar variedades con maduración agrupada o trabajar en formaciones planas que la favorezcan. De lo contrario, en ambas especies se deberá dar un primer pase manual recolectando los frutos maduros para mercado y otro mecánico con destino industria.
  • En peral, la eliminación de fungicidas de uso en poscosecha dificulta la conservación de los frutos en espera de su elaboración. Está previsto repetir la experiencia con tratamientos precosecha que mejoren la conservación.
  • En el futuro, las máquinas cabalgantes deberán introducir adaptaciones a estos nuevos sistemas de cultivo, mejorando los sistemas de transporte y descarga.

A la espera de seguir validando estos resultados en años venideros, la experiencia a día de hoy es alentadora, en el sentido que parecen confirmarse las expectativas creadas en torno a estos sistemas: Rápida entrada en producción; Mecanización integral de labores como la poda, aclareo y recolección y Simplificación del cultivo

En resumen, ahorro de costes y mejora de la rentabilidad.


Fuente

Á. Benito Calvo, E. Díaz Gómara, J. Torrents Durán. Mecanización de la recolección. Clave para mejorar la competitividad en la fruta con destino industrial. Revista de Fruticultura Nr. 60, enero-febrero 2018: 30-39.

Mecanización de la fruta. De Navarra Agraria; Alvaro Benito, Enrique Díaz, y José Jesús Pérez
5 páginas

Últimos tweets

Todas las informaciones

Categorías

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies